martes, 11 de octubre de 2016

RAIMUNDO LULIO PRIMER MISIONERO A LOS MUSULMANES

 RAIMUNDO LULIO  PRIMER MISIONERO A LOS MUSLMANES
Por SAMUEL ZWEMER
 
El mundo cristiano en el siglo xili 
no amaba a los Musulmanes ni tampoco com- 
prendía su religión. Marco Polo, contemporáneo 
de Lulio, escribió: < No te maravilles de que los 
Sarracenos odien a los cristianos, pues la ley 
maldita, que Mahoma les dió, les manda hacer 
todo el daño que pueden a todos los demás 
pueblos y especialmente a los cristianos, des- 
pojarlos de sus bienes y hacerles toda clase de 
daños. De este modo obran los Sarracenos por 
todo el mundo.» (1) 
 Pedro Venerabilis, cuyas significati- 
vas palabras encabezan este capítulo, fué el pri- 
mero que tradujo el Korán y estudió el Islam 
con entendimiento y erudición. Hizo un llama- 
miento para que se tradujeran porciones de las 
Escrituras, al idioma de los Sarracenos, y afirmó, 
que el Korán mismo contenía armas con que 
podía atacarse la fortaleza del Islam. Pero, ¡ay! 
añadió a esto la excusa del escolar siempre ocu- 
pado con sus libros: «Yo mismo no tengo tiem- 
po para entrar en la batalla.» Fué el primero en 
distinguir entre lo verdadero y lo falso; en la en- 
señanza de Mahoma y con juicio penetrante 
expuso los elementos paganos y cristianos en el 
Islam. Pedro Venerabilis tomó la pluma de la 
controversia y se acercó al Musulmán, como 
dice:  Estaba reservado 
para el caballero español recoger el desafío y sa- 
lir solo 
contra los Sarracenos «no con la fuerza sino con la razón, no con odio sino con amor
________________________
 EL caballero de Cristo comprendía que no se 
podría aventurar a entrar en la arena sin tener 
una buena armadura. El hijo del soldado que 
peleó contra los moros sobre muchos campos 
de batallas sangrientas, se daba cuenta de que los 
Sarracenos eran adversarios dignos. El senescal 
educado sabía que los colegios árabes de Cór- 
doba eran el centro de la cultura europea, y que 
no era tan fácil convencer a un Sarraceno como 
a un bárbaro de la Europa Septentrional. 
__________________
  En primer lugar tra- 
zó planes para dominar a fondo el idioma árabe. 
Obtener un maestro no era asunto fácil, pues 
hacía años que Mallorca había pasado de los Sa- 
rracenos al poder cristiano, y además ningún 
Musulmán fervoroso se prestaría a enseñar el 
idioma del Korán a uno que tenía el propósito 
declarado de acometer al Islam con las armas de 
la filosofía. 
Por tanto, decidió comprar un esclavo sa- 
rraceno, y con este maestro, nos dicen sus bió- 
grafos, Lulio prosiguió sus estudios de árabe 
durante un período de más de nueve años. ¿Se- 
ría posible dar una prueba más clara de que 
Lulio era el mayor, así como el primero, entre 
los misioneros a los Musulmanes? 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario