viernes, 30 de diciembre de 2016

LAS TARDES CON LA ABUELA

Óscar Mayorga
LAS TARDES
CON LA ABUELA
RETRATO DE FAMILIA EN LA DISTANCIA
CONSEJO ESTATAL PARA LAS CULTURAS Y LAS ARTES DE CHIAPAS
2 0 0 8

 Después de la llamada de su hermana, Andrés Grijalva
estuvo varios días pensando en su abuela Rosenda Díaz, tratando
de poner un orden en sus recuerdos y en sus notas. En
cierto modo, la historia de la abuela materna era más fácil de
describir porque, desde pequeño Andrés había convivido más
de cerca con la familia Díaz Recinos, así como la rama paterna
de Julia Monzón, su madre, rama de la que tanto se hablaba
en la familia, no siempre en buenos términos, por una
serie de dificultades debidas a la herencia del abuelo que
nunca se aclaró del todo; dificultades que, como un maleficio,
parecía que se intentaban repetir en la nueva generación.
Andrés no estaba tan motivado para iniciar la narración
de los orígenes de esta parte de sus antepasados, como lo
estuvo para escribir “Las tardes con la abuela Pina”
, pero
gracias a los estímulos que había recibido, sobre todo de
Martha, su hermana, en buena parte movido por la curiosidad
de ver qué salía de todo eso, y teniendo en cuenta que
podía ser una forma de la ascesis que se había impuesto
desde la primera vez que llegó a Burundi como una búsqueda
incesante de identidad, Andrés tomó la decisión de
seguir escribiendo. Así, una tarde, sin pensarlo más, se puso
delante de la computadora y empezó a redactar la parte
correspondiente a la rama materna, a partir de la figura de
la abuela Rosenda Díaz. “Veamos qué sale”, se dijo poniendo
manos a la obra._____________
_______________
__________
Por aquel entonces la cuestión de límites entre México y
Guatemala no se establecía de manera clara
. México había
logrado su independencia de la corona española, después de
una década de guerras, en forma definitiva en 1821, y en ese
mismo año Chiapas y las provincias centroamericanas, Guatemala,
la primera de ellas se proclamaron independientes
de España; si bien la independencia guatemalteca no fue oficial
hasta 1847 porque durante unos años la tutela de México
fue muy fuerte. Y aun años después seguía habiendo poca
claridad en cuanto a los límites entre Guatemala y México.

Motozintla se consideraba por entonces que estaba en tierras
guatemaltecas,
como todos los poblados alrededor del volcán
Tacaná.
En 1878 dieron inicio las discusiones sobre los nuevos límites
entre los dos países. El Tratado de Límites definitivo se
firmó el 27 de septiembre de 1882 siendo presidente de México
don Manuel González y de Guatemala, don Justo Rufino
Barrios. El trazo de la línea, a través de terrenos difíciles de
medir por lo escarpado de los cerros, los ríos que había que
salvar y la cantidad de alimañas que atacaban a los intrépidos
topógrafos y sus ayudantes, para ir colocando la serie de
mojoneras que indicarían los límites territoriales entre los dos
países, se empezó a hacer en 1884 y fue un trabajo que duró
catorce años, hasta 1898, año en que finalmente concluyó.

El 19 de julio de 1884, por efecto del Tratado de Límites entre
México y Guatemala de 1882, el pueblo de San Francisco
Motozintla pasó a formar parte del Departamento del Soconusco.

El 13 de enero de 1890 es anexado al Departamento de
Comitán.
En ese mismo año, 1890, se dio a Motozintla la categoría
de municipio libre siendo el primer presidente municipal
don Ireneo González. Después, cuando el 23 de octubre de 1912
se otorgó a la población el título de Villa, se le llamó oficialmente
Motozintla de Romero, en honor del oaxaqueño don Matías
Romero, quien había tenido una parte importante en los asuntos
diplomáticos entre México y Guatemala. El 5 de julio de 1926
se le cambió ese nombre por el de Motozintla de Mendoza. El
10 de agosto de 1954 el gobierno del estado de Chiapas promulga
un decreto que eleva a Motozintla al rango de ciudad.
____________________El hermano mayor,
Aurelio, se había ido a Guatemala, se había casado con una
quezalteca
y allá se había quedado a vivir.
Sus hermanas se
fueron casando y el más joven de todos los hermanos,
Benjamín, se había ido a estudiar a Guatemala, con el tiempo
también se casó y como en 1882 se estableció, finalmente,
la cuestión definitiva del Tratado de Límites entre México y
Guatemala y Motozintla quedó del lado mexicano, Benjamín
no volvió nunca a su tierra.
—Nos engañaron. El gobierno nos vendió –decía Paulino
a propósito del Tratado de Límites, cuando muchas familias
cambiaron de nacionalidad sin cambiar de casa. Lo seguía
repitiendo con los años y así hasta sus nietos guardaron el
recuerdo de aquel cambio de país
que mucho parecía haber
tenido de intereses políticos y, sobre todo, económicos,
según Paulino Díaz

____________________ En una ocasión hicieron un viaje a la capital guatemalteca,
invitados a una boda de Cristóbal, uno de los hijos de la
familia Recinos Mérida, vecinos también de Motozintla y
amigo de los Díaz, quien se iba a casar con una muchacha
de Guatemala. Era la primera vez que los hermanos iban a la
capital, como seguían llamando a la ciudad de Guatemala y
la enorme metrópoli los deslumbró. Pero no sólo eso sino
que, en Guatemala, Romualdo se enamoró. Otra de las hijas
de los Recinos Mérida, Rosa, vivía allá. Muy joven se había
casado con un militar que llegó al rango de coronel. Tuvieron
dos hijos, niño y niña. Pero Rosa Recinos era muy joven y
gustaba más de las fiestas, los vestidos, la bebida y los juegos
de azar que de quedarse en casa cuidando a los patojos.
Esto fue motivo de frecuentes disputas con su marido. El
Coronel a menudo estaba fuera de la ciudad por motivos de
su cargo y cuando volvía a casa y no encontraba a su mujer
porque estaba en alguna fiesta, se ponía furioso

No hay comentarios:

Publicar un comentario